Tras los enfrentamientos, Kirguistán y Tayikistán buscan frenar la violencia

En Kirguistn volvi la inquietud a raz del reinicio de los combates en una zona fronteriza clave con Tayikistn Foto AFP
En Kirguistán volvió la inquietud a raíz del reinicio de los combates en una zona fronteriza clave con Tayikistán / Foto: AFP

Kirguistán y Tayikistán cruzaron este sábado acusaciones por la ruptura del alto el fuego que habían acordado ayer sus respectivos presidentes y la situación sigue siendo tensa en la frontera pero controlada, según indicaron autoridades kirguisas, cuyo balance por los enfrentamientos da al menos 24 muertos y 122 heridos.

“La situación sigue siendo tensa pero controlada”, dijo servicio de prensa kirguiso a la agencia Sputnik, que agregó que una comisión tayiko-kirguisa “mantiene negociaciones bilaterales para estabilizar la situación a lo largo de la frontera estatal”.

Este sábado hubo nuevamente enfrentamientos esporádicos en la frontera y las partes se acusaron de violar la tregua.

En un comunicado, los guardias fronterizos kirguisos afirmaron que el ejército tayiko había efectuado disparos en cuatro ocasiones durante la madrugada, sobre todo de mortero, contra posiciones militares fronterizas en Kirguistán.

Los incidentes se produjeron en las regiones kirguisas de Osh y de Batken, en el sur del país.

Pero las autoridades tayikas también habían acusado al ejército kirguís de haber violado el alto el fuego.

“Se realizaron disparos en zonas fronterizas de Tayikistán, desde las localidades de Samarkandek y de Koktosh, en la región (kirguisa) de Batken”, explicaron los guardias tayikos, citados por la agencia de prensa oficial Jovar.

Negociaciones

Representantes de los guardias fronterizos de los dos países se reunieron durante el día en la región de Osh, lo que, en principio, permitió frenar los disparos tayikos en tres pueblos.

Las dos exrepúblicas soviéticas mantienen una relación tensa por cuestiones territoriales que abarcan casi la mitad de los 970 kilómetros de frontera común –están demarcados alrededor de la mitad- y por el acceso al agua.

El viernes, los presidentes kirguís y tayiko, Sadyr Japarov y Emomali Rakhmon, respectivamente, habían acordado un alto el fuego desde las 16 (las 7 de Argentina) durante una reunión al margen de una cumbre regional de la Organización de Cooperación de Shanghái (OCS) en Uzbekistán.

Y Japarov afirmó hoy que no pararía “ni un minuto” de trabajar para solucionar “lo antes posible” la cuestión de la delimitación de la frontera, aunque aclaró que no abandonaría “ni un metro cuadrado de tierra” del país

El Ministerio de Salud de Kirguistán subió este sábado su balance de heridos a 122, además de los 24 muertos informados la víspera, y se reportó también la huida de miles de personas de la zona.

Del lado tayiko, en cambio, el Ministerio de Interior no proporcionó ningún balance, pero afirmó que varios civiles murieron durante las violaciones de la tregua, según la agencia AFP.

En 2021 se registró un número sin precedentes de enfrentamientos entre ambos países, que dejaron más de 50 muertos y generaron el temor de que el conflicto pudiera extenderse.

Aunque se producen regularmente enfrentamientos en la frontera entre los dos países, que mantienen su disputa territorial desde hace años, los últimos choques ilustran una notable escalada de violencia.

El incidente más grave de los últimos años fue en abril del año pasado, cuando murieron 43 personas y más de 250 quedaron heridas.

About the Author

You may also like these