Seis de cada diez argentinos no votarían a Macri en octubre y quieren un cambio de gobierno

La disconformidad con las políticas impartidas desde la Casa Rosada desde la asunción de Mauricio Macri alcanza casi a 9 de cada 10 argentinos.
En el inicio del año electoral el gobierno de Mauricio Macri enfrenta un duro desafío. Sin nada para mostrar en términos económicos y sociales luego de más de tres años de gestión Cambiemos deberá revertir el muy malhumor social para siquiera comenzar a soñar con la reelección.

La extendida disconformidad con la administración Macri queda plasmada en cada uno de los sondeos de opinión que realizan las consultoras. El último, realizado por Taquion Research Strategy arroja que seis de cada diez argentinos (61,5%) quiere un cambio de gobierno a partir del próximo 10 de diciembre.

De acuerdo con este sondeo el 65,7% de los encuestados tiene una evaluación negativa de la gestión de Macri. El rechazo llega al 68,9% en el segmento de los más jóvenes en edad de votar (de 16 a 34 años).

Apenas el 30,9% aseguró tener una evaluación positiva del gobierno cambiemita y es mayor entre los votantes de mayor de edad, de 55 años o más, sector en el que la aprobación llega al 37,7%. Es decir que aún en el sector en el que Macri cosecha mayor respaldo, el rechazo es mayoritario y llega al 58%.

En tanto el 60,2% aseguró que no votará a Macri en octubre frente al 39,8% que dijo que sí lo haría.

Los pésimos resultados económicos desplazaron a la tradicional principal preocupación de los argentinos. Así, para más de la mitad de los encuestados (51,4%) el principal problema del país es la economía relegando al segundo lugar a la inseguridad (11,9%). La desocupación, con el 8,5% de las menciones, ocupa el tercer lugar.

Además casi la mitad de los argentinos dijo estar muy o bastante preocupado por la posibilidad de quedarse sin trabajo (47,2%). Esta preocupación llega al 55,9% entre quienes tienen entre 35 y 54 años.

En tanto el 12% de los encuestados aseguró estar desempleado.

Apenas 9% de quienes participaron del sondeo asegura haber visto colmadas sus expectativas con el gobierno de Macri al tiempo que la disconformidad con las políticas impartidas desde la Casa Rosada llega al 89,1%.

Frente a la contundencia de estos números y sin nada de lo cual congratularse a nivel económico, el gobierno de Macri apuesta a ofrecer una respuesta en materia de seguridad, la segunda preocupación de los argentinos. En ese camino es que se enmarcan el endurecimiento del discurso oficial y la batería de medidas lanzadas en las últimas semanas que motivaron la preocupación de numerosos organismos defensores de los Derechos Humanos.