Las prepagas aumentan otro 8,5 por ciento y suman 40,8 en el año – Negocio a costa de la salud

El aumento se aplicará a partir de diciembre y será el quinto del año. En tres años el ajuste acumulado supera el 200 por ciento. El último incremento se aplicó este mes y le metió presión a la inflación, que podría llegar al 6 por ciento.

La medicina prepaga aumentará una vez más en diciembre un 8,5 por ciento, según lo acordado con el Gobierno. Será entonces el quinto aumento del año, acumulando un incremento del 40,8 por ciento, por encima de prácticamente cualquier convenio laboral aunque todavía algo por debajo de la inflación proyectada. Las prepagas entran en el reducido grupo de actores beneficiados por la política económica de Cambiemos. Justamente uno de los factores explicativos de la inflación del mes corriente son las cuotas de las prepagas, a raíz del incremento aplicado desde el 1 de octubre. A una semana de que termine el mes, las consultoras anticipan que la inflación de octubre estará entre 4,7 y 6 por ciento.

Las prepagas aumentaron un 4 por ciento en febrero, 7,5 en junio, otro 7,5 en agosto, un 8 por ciento a principios de octubre y ahora se confirmó que cerrarán el año con otra mejora de 8,5 por ciento en sus ingresos. “En promedio, en los últimos años, la suba anual de las cuotas de las entidades de medicina prepaga ha estado unos tres puntos porcentuales por encima del índice general de precios”, indica un informe de la Defensoría del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires. Si bien este año el aumento acumulado de las prepagas, del 40,8 por ciento, queda por debajo de la inflación proyectada, el número del incremento está por encima de la paritaria del 35 por ciento –una de las mejores del mercado laboral– firmada por Sanidad. El convenio de Sanidad también incluye una cláusula gatillo para compensar la inflación desde enero de 2019, que seguramente se terminará reflejando en nuevas subas de las cuotas a comienzos del año que viene. El costo salarial representa alrededor del 74 por ciento del costo total de las prepagas. Desde principios de 2015, las prepagas subieron un 214 por ciento.

Precisamente, el aumento de las prepagas del 8 por ciento que comenzó a regir a principios de este mes es uno de los factores de empuje de la inflación en octubre. Martín Vauthier, director de la consultora Eco Go adelantó a PáginaI12 que la proyección de inflación para octubre se ubica en el 6 por ciento. Rodrigo Alvarez, de Analytica mantiene una proyección del 4,7 y Orlando Ferreres calculó un rango de 4,9 a 5,1 por ciento. Camilo Tiscornia, director de C&T Asesores Económicos, espera un 5 por ciento. En tanto, el índice de inflación semanal que calcula el CESO, dirigido por Andrés Asiain, registró que la suba de precios entre la segunda semana de octubre y el mismo período de septiembre fue del 8,1 por ciento.

El primer arrastre sobre los precios en octubre proviene de la resaca de la fuerte devaluación de agosto y principios de septiembre, la cual generó una inflación minorista del 6,5 por ciento el mes pasado, según el Indec. A nivel mayorista, los precios subieron un 16 por ciento en septiembre, el mayor incremento desde 2002. Se calcula que parte de esa presión se trasladó a los minoristas este mes. Este diario recolectó algunas subas de precios en artículos de consumo masivo durante este mes. Las empresas productoras de lácteos Tregar, Ilolay y Paulina aplicaron aumentos de 11 por ciento en los quesos cremosos y en el resto de los artículos de sus líneas las subas fueron de 7 por ciento, mientras que en el caso de Molinos Río de la Plata, el aumento fue un 9,3 por ciento en forma generalizada. También hubo aumentos de entre 10 y 15 por ciento en empresas como Mondelez, Arcor, Mastellone y Sancor. A su vez, las empresas La Morenita y La Virginia aumentaron un 6 por ciento.

Además, en octubre las naftas volvieron a subir cerca de 10 por ciento en promedio, mientras que la boleta del gas lo hizo hasta un 50 por ciento a instancias de la Secretaría de Energía. Además, subió el boleto de colectivo y el pasaje de los trenes metropolitanos. También subieron los peajes de las autopistas Buenos Aires – La Plata y en el tramo hacia la costa atlántica.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*