La crisis del coronavirus provoca el mayor desplome del PBI de España en 50 años

La economía española registró una caída histórica del 18,5 % en el segundo trimestre del año respecto al primero como consecuencia del confinamiento para frenar la epidemia de COVID-19, de acuerdo con el dato del Instituto Nacional de Estadística (INE).

Se trata de la mayor contracción desde que comenzó la serie del INE en 1970 y es 13,3 puntos superior a la segunda mayor caída trimestral de la serie, que fue el 5,2 % registrado en el primer trimestre.

Al sumar dos trimestres de caídas la economía española entra técnicamente en recesión, aunque todo apunta a que será breve, porque para el tercer trimestre los expertos prevén un repunte del PBI, si bien para el conjunto del año el balance será negativo, con una previsión de caída del 9,2 % por parte del Gobierno.

La evolución del PBI entre abril y junio es consecuencia de una contribución negativa de la demanda nacional (consumo e inversión) de 16,6 puntos y de la demanda externa (exportaciones e importaciones) de 1,9 puntos. El empleo medido en horas trabajadas cayó un 21,4 %, un descenso superior a la destrucción de puestos de trabajo equivalentes a tiempo completo, que disminuyeron un 17,7 %.

En un contexto de paralización de la actividad por la restricción de la movilidad, el consumo de los hogares se desplomó un 21,2 %; la inversión, un 21,9 %; la inversión en vivienda y construcción, un 25 %; y la inversión en bienes de equipo, un 25,8 %, todas caídas sin precedentes en la serie histórica. Por el contrario, el gasto en consumo de la administraciones públicas creció un 0,4 %, 1,4 puntos menos que el trimestre anterior, pero aún encadena catorce trimestres al alza.

Las importaciones cayeron un 28,8 %, en linea con la depresión del consumo de los hogares, mientras que las exportaciones se hundieron un 33,5 %.El único sector económico que se mantuvo en positivo en el segundo trimestre fue la agricultura, que creció el 4,4 % trimestral, mientras que la industria se hundió un 18,5 %; los servicios, un 19,1 %; y la construcción, un 24,1 %.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *