“El miedo era la pauta”: Cómo operaron los medios para perjudicar a Castillo y beneficiar a Fujimori en las presidenciales de Perú

El docente y sindicalista de izquierda Pedro Castillo sorprendió a propios y extraños cuando, el pasado 11 de abril, las autoridades electorales de Perú confirmaron lo que hasta entonces parecía impensado. Sin experiencia en las grandes esferas de la política, ignorado por los grandes medios y a pesar de una campaña comunicacional circunscrita casi exclusivamente a las redes sociales, el candidato de Perú Libre se alzó con el primer lugar en los comicios generales, y accedió al balotaje por la Presidencia.

A partir de ese momento, los periódicos, radios, canales de televisión y portales de internet, tanto locales como extranjeros, se abocaron a la tarea de describir la figura del ignoto maestro rural, y a explicar los motivos que lo posicionaron a las puertas de la Casa Pizarro. El hartazgo de la ciudadanía para con una dirigencia manchada por la corrupción —142 de los candidatos a la Presidencia y al Congreso tienen investigaciones en curso— jugó en favor de Castillo, que cosechó buena parte de sus votos en las regiones del interior del país.

Su rival fue confirmada unos días después. La derechista Keiko Fujimori, al borde de un juicio por una acusación de lavado de dinero y por recibir aportes ilícitos para sus campañas de 2011 y 2016, volvería a disputar la segunda vuelta intentando seguir los pasos de su padre, el encarcelado exmandatario y emblema del neoliberalismo peruano Alberto Fujimori. 

El diario no hablaba de ti

El nombre de Pedro Castillo comenzó entonces a copar las portadas de diarios y sitios web, pasando a ser protagonista de segmentos políticos en canales de radiodifusión. En los llamados ‘grandes medios’ proliferaron análisis poco comprometidos con los datos comprobables, y más apegados a una clara intencionalidad: la de horadar la imagen del primer candidato de la izquierda en los últimos 20 años y, a la vez, mostrar a Fujimori como la opción más viable para un país que necesita recuperarse de una crisis sanitaria, económica e institucional sin precedentes.  

La receta consistió en agitar el fantasma de una “dictadura comunista”, vincular a Castillo con “los terroristas de Sendero Luminoso”, exacerbar errores comunicacionales propios y pronosticar un supuesto plan de expropiaciones de empresas y medios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Om Radio de San Clemente - omradio.ar
“El miedo era la pauta”: Cómo operaron los medios para perjudicar a Castillo y beneficiar a Fujimori en las presidenciales de Perú